Publicado: 1 de Septiembre de 2017

A la hora de cuidar a una persona con Alzheimer hay que tener en cuenta una serie de aspectos básicos:

  • Evitar su desorientación poniendo cerca objetos que le resulten familiares y seguir rutinas diarias.
  • Importante saber siempre dónde está así como su seguridad, son muy útiles los dispositivos de localización.
  • Controlar su alimentación e hidratación ya que suelen olvidar si lo han hecho.
  • Fomentar al máximo su independencia.
  • Mantener una vida activa y la relación con los familiares y amigos.
  • Utilizar ayudas escritas que favorezcan el recuerdo como calendarios y grandes relojes, listas de las tareas diarias, recordatorios acerca de las rutinas. A ser posible identificar los objetos con etiquetas.
  • Llevar un control de sus revisiones médicas y sus especialistas así como asegurarnos de que toma su medicación.
  • Contactar con asociaciones y servicios de apoyo para la estimulación cognitiva.
  • La seguridad en el hogar es primordial con lo que debemos eliminar barreras que entorpezcan su movilidad y proporcionar elementos que le den seguridad.
  • Lo más primordial, dar mucho apoyo emocional y cariño.