Publicado: 10 de Junio de 2016

Una “enfermedad silenciosa” que no manifiesta síntomas hasta que el estado del hueso es realmente grave, la osteoporosis es, según SER, ” una enfermedad esquelética que produce una resistencia ósea que predispone a un aumento de riesgo de fracturas". El hueso se vuelve más poroso, con más aire en su interior, aumentando el número y el tamaño de las cavidades o celdillas que existen en su interior. Es por ello que  los huesos se hacen más frágiles, resisten peor los golpes y se rompen con mayor facilidad.
Además de los complementos de calcio y vitamina D que necesitan las personas que sufren osteoporosis o que podrían padecerla, también hay plantas naturales que ayudan a reducir el riesgo de padecerla . Un estudio de la revista científica American Journal of Clinical Nutrition ponía en relieve que ciertos componentes del  té verde, como son los polifenoles, aumentan la masa ósea, así como la calidad del componente trabecular de los huesos, su grosor y, por tanto, la resistencia de los mismos a las fracturas.  En otro informe publicado por el Agricultural and Food Chemistry, explicaban que los elementos químicos del té verde estimulan la formación de huesos y ayudan a ralentizar su descomposición.
Ver enlace:
http://www.pinch-of-health.com/the-health-benefits-of-tea.html